Linares Deportivo

Los azulillos hacen soñar a su afición con una gran temporada

La plantilla del Linares posando con la cabria de plata conseguida ante el Puertollano de Tercera en Linarejos./ENRIQUE
La plantilla del Linares posando con la cabria de plata conseguida ante el Puertollano de Tercera en Linarejos. / ENRIQUE

El renovado Linares sigue ilusionando tras el 2-4 al Real Jaén y el 5-0 al Puertollano, con Chendo Alarcón en goleador

ÁNGEL MENDOZA LINARES

Suma y sigue el Linares Deportivo, la cabria de plata se quedó en casa y los de Juan Arsenal avanzan en los últimos días de pretemporada cogiendo buenas sensaciones para el arranque de liga. Esta vez la víctima de los mineros fue un Calvo Sotelo de Puerto llano que cuando quiso meterse en el partido ya llevaba tres goles en contra.

Muy buena la primera mitad del Linares, casi bordada en todos los aspectos. Otra vez presión alta, dominio de la pelota, efectividad goleadora y menos problemas en defensa de los que tuvo en Jaén. También es cierto que el Puertollano arranca este año con el objetivo sólo de la permanencia, pero da una idea de lo que se puede encontrar en Linares esta temporada con los rivales modestos de su grupo y al nivel en el que está en este momento, respecto a ellos.

«Les hemos desbordado. Son un rival recién ascendido a Tercera este año, pero tienes que hacer las cosas muy bien para doblegarles. Al final, si no defines lo que haces bien, parece que te cuesta más. Y cuando defines, parece más sencillo, pero todo tiene su trabajo», dijo Arsenal al final del choque, valorando lo conseguido.

Samu Urbano, Miguelito, Pedro León, Rosales, Anaba, Iván Sales, Juanfran, Rodri, Chendo, Chinchilla y Ortiz de salida. A los 5 minutos ya había tenido tres buenas ocasiones el cuadro minero ante la meta de Kike Reguero y culminaron este eléctrico arranque Sergio Chinchilla, 1-0 en acción combinativa, y una preciosa chilena de Chendo un minuto después para hacer el segundo.

El Calvo Sotelo despertó, o al menos lo intentó, pero los atacantes azulillos estaban desatados. Chinchilla mandó un balón al palo, Juanfran tuvo el tercero de cabeza, pero ese honor sería en el minuto 33 para Pablo Ortiz. Al borde del descanso, Chendo Alarcón hizo el 4-0, y acabaría por cerrar una noche perfecta siendo objeto de un penalti en minuto 80 que Beda transformó en el 5-0, después de una segunda mitad a medio gas.

El delantero de la casa finalizó sonriente. «Estoy contento por el resultado. Lo que se trabaja a lo largo de la semana se ve reflejado en el campo, a seguir trabajando, que ya empieza la liga y es lo importante. Estos goles vienen bien, más para un delantero, pero hay que tener paciencia e ir poco a poco, cogiendo el ritmo para llegar lo mejor posible a la primera jornada», declaró Chendo al finalizar el Ciudad de Linares, con la cabria de plata en las manos de Rosales, siendo ofrecida a la afición.

«Hicimos una primera parte muy buena en todos los sentidos. Cuando goleas, parece que es demérito del rival. Pienso que hemos hecho muchas cosas bien, movimientos sin balón, superioridades, salida desde atrás por dentro, por fuera, cambios de ritmo y de orientación. Tuvimos definición, que es lo difícil. La segunda parte, con el resultado tan amplio, nos dejamos llevar, probamos cosas y variantes», valoraba también Juan Arsenal.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos