Linares Deportivo

José Manuel también dice adiós al Linares

El ariete cordobés llegó con la vitola de goleador pero sólo pudo anotar 3 tantos esta temporada./ENRIQUE
El ariete cordobés llegó con la vitola de goleador pero sólo pudo anotar 3 tantos esta temporada. / ENRIQUE

Aligerar nóminas es la única opción para salvar económica mente una temporada negra en lo deportivo | La extraña sensación de haber terminado la temporada se apodera de la afición, pero el domingo viene el Maracena y aún hay que evitar el descenso

ÁNGEL MENDOZALinares

El Linares Deportivo sigue viendo su plantilla aligerarse. Si el jueves fue el meta Arturo quien recogía sus enseres tras el entrenamiento y anunciaba que no seguía en el seno de la entidad minera, ayer le tocaba el turno al delantero José Manuel Pérez.

El ariete había venido como uno de los jugadores que marcarían diferencias, pasado en Segunda B, futbolista azulillo en su juventud, con buenos promedios goleadores en otras temporadas en Tercera. Pero esta campaña no le estaba saliendo en Linarejos al jugador cordobés como esperaba. 21 encuentros jugó (1287 minutos), sólo anotó 3 goles y sus actuaciones fueron irregulares, alternando titularidad y suplencia con Aguado, Chico y Molina en el banquillo.

Aseguran desde el club que su salida ha sido amistosa. Era la nómina más alta de la actual plantilla, por lo que su salida supone aligerar los gastos para el club de cara a final de temporada. Con Aguilera y Pekes hay armas ofensivas suficientes para acabar dignamente la larga segunda vuelta.

José Manuel era el jugador más caro de la plantilla y quizá no sea el último en salir

La pregunta es si saldrán más jugadores. Es posible, pero dependerá de ellos mismos. El fracaso a mitad de temporada ha dejado al club en un momento muy delicado para afrontar el final de temporada. Si bien en la parcela deportiva la junta directiva de Jesús Medina no ha acertado desde que llegó al mando del club, la parcela administrativa sí ha sido su fuerte y ahí el objetivo por todos los medios es presentar a final de temporada unas cuentas saneadas a la asamblea de socios y que haya dinero remanente de este año para empezar el siguiente proyecto.

Falta hará que el Linares ahorre para ello, porque el desencanto de la afición ha llegado a su máximo extremo y si del año pasado en Segunda B a esta temporada en Tercera se han perdido unos mil abonados, el año que viene puede ser peor. Además, las taquillas de la segunda vuelta serán casi nulas y los medios días del club ante Real Jaén y Malagueño no dejarán lo presupuestado.

Aligerar nóminas puede ser la mejor solución para evitar que el club termine el año con deudas y hacer todavía más difícil que el año que viene se haga una plantilla competitiva, sea para la junta directiva de Jesús Medina en su tercer mandato, o para la nueva dirección del club, si llegado el momento sale adelante un cambio de organigrama, como se lleva rumoreando desde el año pasado.

Los Josema, Admonio, Pablo, Ortiz, Barba o Aguilera, por citar algunos nombres, son jugadores que han destacado dentro del equipo minero y que podrían tener ofertas de otros equipos de Tercera para salir, queda hasta el miércoles por la noche de plazo para hacer traspasos. También son jugadores interesantes para un próximo proyecto, así que la pregunta anterior se queda en el aire hasta saber qué sucede en los próximos días.

Hay una extraña sensación en el seno del azulillismo. Es como si la campaña ya hubiera terminado, con esto de la salida de jugadores y que ya no hay nada en juego, algo a lo que no están acostumbrados por Linarejos y que convertirán en el este ciclo en una de las etapas negras de la historia del club. Pero el domingo hay partido, contra el Maracena, y una victoria le daría casi la permanencia a los azulillos.

Sumar más de 40 puntos

No, nadie piensa en el descenso, ni aunque salgan dos o tres jugadores más. Suele rondar la salvación en el grupo IX por los 40 puntos y el Linares ya tiene 37. Melistar está con pie y medio ya en Andaluza, los números que tienen que hacer para salvarse Guadix, Maracena y Villacarrillo no son fáciles, especialmente si el Maracena pierde en Linarejos. Los granadinos intentarán hacer como Atarfe y Huétor Vega, pescar en río revuelto y agudizar aún más la crisis de los mineros.

La dinámica de este Linares se parece peligrosamente a la de la pasada campaña, cuando necesitaban 9 puntos para salvarse pero acabaron la liga sumando sólo 8. La diferencia es que la competencia en Segunda B no es la misma que en Tercera. Hay partidos que los azulillos están perdiendo más por deméritos suyos que por acierto del rival.

Sin embargo, nadie respirará tranquilo en la grada hasta que no se hayan sumado por lo menos 42 puntos, quién se lo iba a decir a una afición que el año pasado por estas fechas soñaba con clasificarse para Copa del Rey en la añorada categoría de bronce.

Lo que queda: Primero la salvación, después vendrá el hastío, el ver pasar las jornadas sin pena ni gloria, esperar a la asamblea para que la directiva rinda cuentas ante los socios, analizar una vez más todo lo que ha ocurrido y ver con qué ánimos y con qué nombres arranca la temporada 2018-19, porque la presente todavía no ha terminado pero todos quieren ya olvidarla.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos