Fútbol

El Linares disipó cualquier duda en Jaén

El capitán y los jugadores del Linares muestran el trofeo a sus aficionados en La Victoria./ JUAN DE DIOS
El capitán y los jugadores del Linares muestran el trofeo a sus aficionados en La Victoria. / JUAN DE DIOS

«En la primera parte fuimos dueños y señores del partido, creo que se jugó en todo momento a lo que el Linares quiso», aseguró el técnico minero Arsenal considera a los azulillos claros dominadores y justos vencedores de su primer Trofeo del Olivo

ÁNGEL MENDOZA LINARES

Crece la confianza de la afición en Linares Deportivo después del triunfo, remontada incluida, en el campo de La Victoria ante el eterno rival. Si se hablaba días atrás de la falta de efectividad de cara a puerta en pretemporada y la necesidad de firmar un cazagoles, los hombres de Juan Arsenal demostraron que, mientras el club firma la guinda del pastel, ellos están entonados para que el camino sea dulce desde el principio.

Cuatro goles, que pudieron ser más, ante el Real Jaén en su campo para llevarse por primera vez el Trofeo del Olivo. Era la tercera vez que participaba el conjunto azulillo como invitado. Para recordar la anterior hay que remontarse a 1987, en aquella ocasión ganaron los blancos por 3-2 en la que fue la séptima edición del torneo. Fernando, Roberto y Ángel marcaron por los blancos, doblete de Juanma en los azulillos.

La vez anterior en la que hubo derbi de pretemporada fue seis años atrás, en la segunda edición, cuando se acordó que los dos mejores equipos de la provincia se midieran al Real Betis. Los de Luis Aragonés se llevaron el trofeo con un solitario gol de Cardeñosa en el partido decisivo contra el Jaén. Un Betis con Gordillo, Benítez, Rincón, Casado o Diarte, y Luis Aragonés en el banquillo.

En este verano de 2018, edición 36ª, el tanto inicial Barba, el doblete de Juanfran para remontar el 2-1 en la segunda parte, y el cañonazo de Chendo para cerrar el 2-4 final, ya quedan grabados para la historia del evento. El Trofeo del Olivo decora ya las vitrinas de Linarejos.

Más allá de lo simbólico del hecho, para lo que verdaderamente sirvió el choque fue para ver que el Linares está un pasito por encima del Jaén en cuando a preparación de cara a la temporada, y eso ha despertado el optimismo en tierras mineras de cara al primer partido de liga dentro de pocos días en La Victoria.

Juan Arsenal valora de la victoria que «nosotros planteamos un partido desde la exigencia. Sabíamos que en frente tendríamos un rival muy competitivo, saliera quien saliera, así lo afrontamos, sabiendo que en liga será totalmente diferente, porque hay puntos en juego».

Lo natural era que ambos entrenadores se guardasen lo mejor de sus tácticas para el próximo encuentro de liga, y se supone que así fue. Lo que sí marcó la diferencia fue que el Linares no perdonó los errores defensivos de su rival y supo en todo momento a lo que jugaba.

«Se vieron dos equipos que quisieron ganar, que hicieron un fútbol de ataque fluido, pienso que por nuestra hicimos el partido que queríamos y habíamos trabajado. Estoy muy contento con el rendimiento de los jugadores, tanto los que salieron en la primera parte, como en la segunda», explicaba.

Y añadía Arsenal que el Linares desplegó un abanico de recursos que le hicieron dominador de los tiempos de este derbi amistoso. «Somos un equipo con muchos argumentos tácticos. Se han visto muchas variantes durante los 90 minutos. En ese aspecto, estoy muy contento, lo que trabajamos se desarrolló muy bien e hicimos un partido muy completo, con balón y sin él. Maniatamos todo el potencial ofensivo del rival, que es mucho, así que es para estar contento, sacar conclusiones y seguir preparándonos en esta pretemporada exigente, así cuando llegue el primer partido de liga estaremos en condiciones de afrontarlo, sabiendo que somos un equipo que puede competir con cualquiera».

Todavía hay que mejorar

Aunque Lopito tuvo un par de acciones salvadoras, Josema también había estrellado antes un remate en la madera y Pedro Beda errado un mano a mano, así que el preparador azulillo considera que su equipo fue justo vencedor de esta edición 2018 del Trofeo del Olivo «porque en la primera parte fuimos dueños y señores del partido. Generamos todas las ocasiones de peligro, tuvimos el control y la pausa, pudimos hacer el 0-2 (remate al palo de Josema). El Jaén, con dos acciones individuales de jugadores importantes, le dio la vuelta al marcador, pero creo que se jugó en todo momento a lo que el Linares quiso».

Los dos equipos demostraron que tienen que mejorar todavía algunas facetas, especialmente la defensiva, por los pases errados al Real Jaén que le costaron goles y las dificultades del Linares para frenar las subidas del lateral Choco, que fabricó los dos tantos de su equipo. Arsenal considera que lo más importante sí se hizo bien en las filas azulillas.

«Pienso que hicimos un partido defensivamente muy completo y sólo dos acciones individuales de Choco lo desequilibraron. Hubo desajustes, lógicos en pretemporada, pero creo que estuvimos extraordinarios en defensa, desarmando todo el potencial ofensivo del rival. Cuando hemos tenido que jugar al fútbol, hacer triangulaciones y generar ocasiones, también se hizo. En la primera media hora por completo».

Errores y aciertos

Juan Arsenal insiste en que la victoria ante los capitalinos ha servido en las filas azulillas «para sacar conclusiones positivas, aunque repito, esto es un test de pretemporada. Reafirma todo el trabajo que estamos haciendo, pero nos queda mucho por mejorar a los dos equipos y el primero partido de liga será diferente, porque hay puntos en juego».

Y restó importancia a los desajustes que se vieron durante el encuentro, si bien dio valor al buen trabajo de sus hombres para no perder el control del partido cuando más apretaba el Jaén. Especialmente bueno el arranque de la primera parte y el final de la segunda.

«El fútbol son errores y aciertos. Nosotros explotamos muy bien las debilidades que podía tener el Jaén y acertamos. Arriesgamos, fuimos un equipo valiente, apretamos arriba cuando había que apretar la salida de balón, nos juntamos para defender en campo propio cuando había que hacerlo, cerramos líneas de pase bastante bien y creo que fue un partido muy completo por nuestra parte. Fuimos justos vencedores del encuentro», insistía el preparador del cuadro minero.

Después de este buen resultado, el Linares quiere ahora ratificar las sensaciones del derbi ganando otro trofeo, el Ciudad de Linares, que disputarán este sábado en casa contra el Calvo Sotelo de Puertollano a las 20:45. Poco tiempo para descansar, aunque ya se ha visto que los de Arsenal tienen el depósito casi cargado de gasolina y fondo de armario para que el juego del Linares desprenda frescura en cualquier momento del lance.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos