Linares Deportivo

El Linares quiere seguir en lo más alto

Ibrahim a la izquierda, doblando la banda en una de sus incursiones como lateral el pasado domingo.
Ibrahim a la izquierda, doblando la banda en una de sus incursiones como lateral el pasado domingo. / ENRIQUE

Rinde visita esta tarde (19:00 horas) al CD Huétor Vega con el objetivo de sumar su tercer triunfo consecutivo en Liga

ÁNGEL MENDOZALINARES

Ganar para seguir entre los elegidos. El Linares Deportivo visita hoy el feudo del CD Huétor Vega con el objetivo de sumar los tres puntos en juego y mantener el pulso con los conjuntos llamados a pelear por los puestos de privilegio de la tabla clasificatoria. Tras las disputa de las dos primeras jornadas únicamente seis bloques han conseguido hacer pleno. Mañana esa cifra se verá reducida.

Joselu no llegará para el partido contra el Huétor Vega y será el central Ibrahim el que tenga que ocupar su puesto en el lateral diestro de la zaga. Ya lo hizo en el encuentro frente al Torredonjimeno del pasado domingo, cuando su compañero pidió el cambio por molestias en la zona de la cadera, y se le vio expeditivo, no como el típico central que pasa a la banda y se queda en línea, no, Ibrahim subía la banda, se ofrecía y demostraba que tiene buen manejo con los pies.

«Todo queda en manos del míster -cuenta Ibra-, que es el que tiene la última palabra, yo jugaré donde él decida. Me siento más cómodo de central, porque es donde más partidos he jugado, pero también he tenido que hacer en ocasiones de lateral y me defiendo bien en esa posición, sé cómo tengo que actuar cuando me toca hacerlo ahí y trato de hacer los movimientos como si hubiese sido lateral de toda la vida».

Fue uno de los últimos fichajes en llegar a las filas azulillas, 22 años, ha llegado en busca de los minutos que iba a ser difícil que tuviese en la categoría de bronce, la misma que espera alcanzar ahora con la elástica minera.

«La pasada temporada pertenecía a la UD Melilla de Segunda B, club que estaba afiliado con el River de Melilla de Tercera. Yo entrenaba con el primer equipo de Melilla y jugaba los partidos con el River. Este año está en el grupo IX el Melistar, con el que no hay acuerdo de filialidad, así que empecé haciendo la pretemporada con el Melilla hasta que el Linares se interesó por mí».

Y llegó con la carta de libertad esperando hacerse con un nombre y tal vez un futuro como jugador azulillo. «Llegaron a un acuerdo los dos clubes, sabía que en Linares tendría más opciones de tener minutos. He llegado al Linares libre y me voy a centrar en hacerlo bien, dar lo mejor de mí y ya veremos qué me depara la temporada próxima», añade el defensor sobre su fichaje por el club linarense.

Todavía queda mucho para ver su mejor versión. Cuenta que después de su estreno en liga sus sensaciones han sido muy buenas. «Estoy ilusionado por formar parte de este club y también por comenzar ganando estos dos primeros partidos. Son seis puntos, me quedo con eso, y quiero seguir creciendo con el fin de ayudar a conseguir los objetivos».

Su pase al lateral abre dos opciones para acompañar a Admonio en el eje de la zaga, el canterano Sergio o desplazar a Lozano al centro y que Chomfli vuelva a su conocida posición de lateral zurdo. Lo primero parece lo más probable porque en pretemporada Sergio ya venía actuando como central con Admonio, hasta que llegó Ibrahim.

Saben que la zaga del Linares regaló demasiado al Torredonjimeno, aunque supieron mantener la puerta a cero y al final la afición azulilla salió contenta por el triunfo.

Seguir mejorando

«Son los primeros partidos, hay que mejorar muchas cosas, lo importante era empezar con buen pie y lo hemos hecho. Según marche la competición, iremos creciendo en lo individual y lo colectivo. Hay unos cuantos jugadores más mayores, pero los demás somos jóvenes con hambre y mucha ilusión. Así es Linares de este año, nos sentimos muy preparados y muy fuertes, muy cómodos juntos, vamos todos a una», asegura Ibrahim.

Pasada página, ya sólo piensa en el encuentro de este domingo en Huétor Vega. «Vamos a un campo complicado, es pequeño y de césped artificial. Es uno de esos partidos que se deciden a balón parado y con detalles así, mucho juego aéreo y segundas jugadas. Nosotros tenemos buenos tiradores y gente que va bien por arriba, creo que podemos hacer un buen partido».

Aunque sabe que los partidos contra rivales directos tardarán un poco en llegar, el objetivo lo marcan desde el primer día. ¿Rivales más asequibles? La confianza en exceso está prohibida. «Estas cosas depende de cómo se miren. Es cierto que tenemos que salir al cien por cien con el rival que sea, darlo todo en cada balón y en cada minuto», razonó.

Además, la hinchada azulilla estará en tierras granadinas para apoyarles. «El apoyo de la afición es muy agradable nosotros vamos a estar muy bien sabiendo que los tenemos cerca, que nos respalda una gran afición a la que vamos a devolverle ese cariño con victorias», concluye.

Fotos

Vídeos