Linares Deportivo

Linares y Torredonjimeno abren el telón de los derbis jiennenses

El central azulillo Admonio despeja un balón desde la frontal del área de Linarejos en un encuentro amistoso./ENRIQUE
El central azulillo Admonio despeja un balón desde la frontal del área de Linarejos en un encuentro amistoso. / ENRIQUE

A las 11:30 se celebra un encuentro cargado de alicientes para no perderse el estreno liguero de Linarejos

ÁNGEL MENDOZALinares

Muchos derbis con sabor jienense van a disputarse este año en el grupo IX de Tercera División, los que dan el pistoletazo de salida son Linares Deportivo y Torredonjimeno, con el duelo que a las 11:30 de hoy se celebra en el Municipal de Linarejos. Muchos protagonistas y muchos alicientes.

Para Joseba Aguado «es un partido especial, primero porque es mi primer partido oficial con el Linares en casa, segundo porque es un derbi, y tercero porque dentro de la plantilla del Torredonjimeno hay jugadores que han hecho historia con este escudo, y eso merece un respeto. Ellos querrán dar lo mejor, hay que estar atentos. Luego da la casualidad que coincide en feria y es un partido importante, estoy intentando centrar mucho a los jugadores. Ya sabemos que todos quieren ganar los derbis».

Aunque se podría ver como un encuentro de David contra Goliat, el Linares no está aún a pleno rendimiento y el Torredonjimeno tiene trazas de equipo muy sólido que hará sufrir a los azulillos.

Los rojiblancos Luque, Vicente, Rus, Quesada, Osorio, Lara y Juanca tienen pasado azulillo

«Es un equipo que me gusta mucho, me parece que tienen un gran entrenador, que conoce muy bien el fútbol de Jaén. Es un bloque duro y trabajado, que sabe muy bien lo que va a hacer, que te presiona, que andan bien en banda, y tienen gente como Rubén o Vicente con mucha experiencia y consistencia. Será un partido bonito, pero donde hay que trabajar mucho para conseguir los tres puntos».

Y añade tras el 0-4 de la primera jornada: «Es un resultado irreal. El Torredonjimeno alterna presión arriba, lo vimos en Mancha Real y se adelantó en el marcador, luego jugó a la contra. Saben a lo que juegan, son compactos, la primera jornada no es fiel al trabajo de la pretemporada, perdieron ante el Malagueño, que para mí es el mejor equipo de la categoría junto al Antequera, y los niños tiene que estar ahora mismo físicamente con dos marchas más que cualquier otro equipo».

Aguado ha estado toda la semana entrenando por la mañana pero apunta que «es imposible aclimatarse a esta hora, hace muchísimo calor. Somos el único partido que se juega por la mañana, todos los demás a las 19:30, se intentó poner en sábado, pero el trabajo manda».

Con José Manuel volviendo de sanción y Siles oficialmente como jugador minero, a falta de llegar dos fichajes más, hoy habrá quien piense que se podría ver un posible once tipo de los azulillos para la temporada, pero Aguado lo niega y mantiene que veremos muchos onces.

«No creo en onces tipo. Siempre parto de un fijo de 6 a 8 jugadores, y a partir de ahí hago rotación. Si quieres jugar play-off hay que tener 15 titulares, luego gente complementaria. En eso estamos trabajando, en que todos aprieten para ser titulares, variamos los sistemas y el que mejor esté durante la semana o mejores características tenga para enfrentarse al contrario, ese jugará el partido».

Sentimientos encontrados

Mientras tanto, en Torredonjimeno el encuentro se vive tambien de forma especial en la previa, y no es para menos. Hay hasta siete jugadores con pasado azulillo en las filas rojiblancas. De ellos destaca el eterno Javi Luque de los años del CD Linares, así como Vicente, Javi Quesada y David Rus de esta última etapa, de los años de ascenso tras ascenso desde las categorías más humildes del fútbol.

Precisamente David Rus comenta que «somos un equipo hecho para la permanencia, pero sin renunciar a nada, con gente contratada en Tercera y con mucha experiencia. Hemos empezado con un partido muy difícil ante el Malagueño, que no es de nuestra liga. Fueron justos ganadores pero el marcador fue excesivo tras las buenas sensaciones con las que venimos de la pretemporada, ante equipos de muy buen nivel. Esa línea es la que nos va a dar el objetivo».

David Rus sabe perfectamente lo que es Linarejos cuando llega un partido importante, y avanza que quien espere un Torredonjimeno encerrado atrás se equivoca porque van a salir a dar guerra en ataque y buscar su gol.

«El Linares no es de nuestra liga, están hechos para ascender. En Linarejos, con la afición, con lo que influye en los partidos, va a ser difícil, pero iremos con humildad a luchar por lo máximo y empezar ya a sumar puntos para nuestro objetivo. Cuando se enfrentan dos equipos con objetivos tan diferentes, y el que quiere subir lo hace en casa, se puede pensar que vamos a ir a encerrarnos, pero nosotros no sabemos hacer eso. Nos gusta tener la pelota y hacer buen fútbol, sabemos de las dificultades, pero vamos a intentar sacar un punto o hasta donde se pueda», afirma.

David ha sido muchos años el dueño de la banda zurda de la zaga minera. Una lesión de rodilla le apartó del equipo, aquella temporada su lugar en el vestuario era intocable, tenía su foto puesta, porque todos querían que volviera. Se operó, pero el club no le renovó, e Higinio Vilches se hizo con el puesto para los años siguientes.

«Fue la única espina que se me quedó clavada en el último año, que venía de una lesión y no se confió lo suficiente en mí, pero estos dos años y pico he jugado todos los partidos y hasta el día de hoy la rodilla no me ha dado ningún problema. Me va a ser extraño entrar al vestuario visitante, pero son cosas que pasan en el fútbol, ninguno esperábamos un descenso del Linares. Las matemáticas aquí no son exactas, pero yo deseo de corazón que acaben la liga con el ascenso», va a ser un día de espinas clavadas en muchos jugadores que defienden la elástica toxiariana.

El linarense habla en nombre de sus compañeros cuando afirma que «volver a Linarejos es algo espacial para todos, sobre todo porque no sabes cuándo volverás a jugar allí después de este domingo. Para mí, fue una etapa muy bonita y tengo de ella mis mejores recuerdos, ahora tengo que volver a enfrentarme a mi gente, a mi afición, es algo más que una motivación, es un sentimiento verdaderamente bonito. Muchos vamos a tener el corazón dividido, yo soy del Linares, un azulillo más, hasta trabajo en la cantera, pero me toca defender a muerte la camiseta del Torredonjimeno».

Fotos

Vídeos