Linares Deportivo

Javi Bolo asegura que «Linarejos va a ser un fortín en el play-off»

Javi Bolo celebrando el 1-0 al San Pedro el pasado domingo./ENRIQUE
Javi Bolo celebrando el 1-0 al San Pedro el pasado domingo. / ENRIQUE

El delantero del Linares volvió a marcar el domingo tras superar dos lesiones, no lo hacía desde diciembre y precisamente fue en el campo del San Pedro

ÁNGEL MENDOZALinares

Javi Bolo está de vuelta. El delantero albaceteño fue de los mejores el pasado domingo y marcó el gol que le dio los 3 puntos al Linares contra el San Pedro. Casi una vuelta entera sin marcar, el último gol se lo había hecho precisamente al San Pedro en el mes de diciembre. Después llegaron lesiones, molestias que no terminaban de remitir y un periodo de adaptación para volver a ser el delantero que los azulillos necesitan para tener su tridente en plenas condiciones de cara a la fase de ascenso.

Bolo valoró que «el partido me dejó sensaciones muy buenas en lo colectivo. Terminamos la liga en casa con una victoria, que es lo que queríamos. Yo sigo cogiendo buenas sensaciones, muy contento con los 90 minutos jugados y con el gol del triunfo. No fue un partido fácil por muchas circunstancias, el planteamiento del rival, hacía mucho calor y era un partido un poco descafeinado. Ellos se plantaron bien atrás, nos lo pusieron difícil y trabajamos muchos para abrir el marcador».

Era su séptimo gol de la temporada con la elástica azulilla. Antes había marcado un gol al Rincón, otro en Almería al Poli y un hat-trick en casa al Atarfe. En la segunda vuelta todo se empezó a torcer «y no tuve suerte con las lesiones, primero una rotura en el isquio, luego problemas de rodilla, no terminaba de arrancar. Por suerte Chendo y el resto de compañeros ayudaron marcando muchos goles en este tiempo».

Va a llegar al momento clave de la temporada en forma y descansado. «Ya no hay molestias de ningún tipo, llevo dos meses trabajando bien desde que salí de la lesión y estoy al cien por cien para hacer lo que vine, ayudar al Linares a conseguir el ascenso. Ahora viene lo bonito, es importante que estemos todos en condiciones para el play-off, tengo buenas sensaciones y espero que el míster cuente conmigo».

Aunque el último mes de competición no esté siendo brillante, Bolo pide comprensión porque «es normal que sean exigentes, que quieran ver a su equipo ganar siempre. Hemos estado a un paso de acabar en el primer puesto, ha sido un año muy duro y la afición tiene que ponerse en nuestro lugar. Una vez logramos el objetivo, se ha levantado el pie del acelerador. Por suerte, conseguimos el objetivo antes de lo esperado, el final de liga ha sido descafeinado, pero era muy importante que todos cogiésemos ritmo, repartir los minutos y evitar lesiones. Vamos a llegar al cien por cien para lograr el objetivo».

Rodri y Miguelito reservados

El partido del domingo en Loja será más de lo mismo, rotaciones y reservas. No jugarán Álex Rubio y Pedro Beda por sanción, más minutos que sumará Javi Bolo en punta. Rodri será reservado porque tiene cuatro amarillas y quiere llegar al play-off sin sustos, pues los jugadores se limpian si no arrastran sanción de la última jornada de liga.

La duda está en Miguelito, el domingo se retiró tocado, el lunes entrenó con sus compañeros y está con molestias. No tiene sentido forzarle en un partido sin trascendencia, está intentando acortar plazos y eso le cuesta tener que tener luego trabajo extra con el fisioterapeuta del club. Lo importante es que llegue en forma al play-off y sea el puñal que todos conocieron en Linarejos antes de su lesión muscular.

Arsenal podría reservar también a otros jugadores que acumulan muchos minutos y dará oportunidades a gente como Andoni Tello, Pedro León, Iván Sales o el canterano Israel Cano. Quizá hasta se lleve algún juvenil, se verá durante el transcurso de la semana, porque ayer la plantilla descansó. «Será otra oportunidad para que todos sigamos cogiendo ritmo. En este último partido, el resultado será lo de menos. Que no haya lesiones y que los 21 lleguemos disponibles a la primera eliminatoria», recuerda el delantero de La Roda.

El coco es el Toledo

Javi Bolo mira el resto de grupos a ver quiénes estarán en el bombo con el Linares. No tiene predilección por filiales o equipos más veteranos. «El cuarto puesto de muchos grupos no se va a saber hasta el último minuto, no sé quién nos tocará. Hay campos pequeños muy complicados, son un hándicap. No veo a los filiales como equipos a evitar, lo importante es tener suerte, no quiero a ningún equipo en concreto, sé que si estamos bien serán ellos los que nos tengan miedo», dijo el delantero.

Aunque como buen manchego, sabe que en su grupo natal está uno de los cocos. «El Toledo sería un rival muy difícil, hicieron una plantilla para ascender y han quedado cuartos. No nos gustaría cruzarnos, por historia y por plantilla. Tampoco creo que ellos quieran al Linares, saben que hemos estado muy fuertes en casa todo el año. Sabemos que nosotros somos de los más complicados».

Tampoco le teme a los equipos de las ligas del norte. «Yo he jugado en esas ligas, conozco el fútbol del norte y sé que en su campo son equipos muy difíciles, pero fuera cambian mucho. No me importaría que nos tocase un rival de esa zona, el factor temperatura es importante, para nosotros sería muy fácil aclimatarnos, pero ellos sufrirían mucho a 40º en Linarejos», avanzó.

Respecto a que el Linares juegue su primer partido a domicilio, Javi Bolo expuso que «es algo que tiene sus pros y sus contras. A mí me gusta que la vuelta sea en mi campo».