Linares Deportivo

Samu Urbano: «Asumo esta etapa como una de las mejores oportunidades de mi vida»

Samu Urbano está con confianza para ser el titular del Linares bajo palos los próximos meses./ENRIQUE
Samu Urbano está con confianza para ser el titular del Linares bajo palos los próximos meses. / ENRIQUE

El guardameta linarense de 24 años comenta cómo vive este momento, en el que queda al frente de la portería del Linares por la lesión de Lopito

ÁNGEL MENDOZA

Con los 24 años recién cumplidos, el linarense Samu Urbano se enfrenta al reto más importante de su trayectoria profesional. Ahora es el titular indiscutible de la portería del Linares y lo seguirá siendo hasta que Lopito se recupere de su rotura de menisco y vuelva al equipo para discutirle el puesto. Será a finales de abril.

Hasta entonces, toda la afición mira hacia Samu con plena confianza, ha jugado 5 partidos y en todos ha mostrado un altísimo nivel. Si la pasada campaña en el Villacarrillo fue la temporada de su confirmación como un buen guardameta de Tercera, ahora el linarense va a por la consagración definitiva.

«Asumo esta etapa como una de las mejores oportunidades de mi vida. No todas las temporadas estas en un equipo top como el Linares y jugar una fase de ascenso. Además, no hay mejor forma de triunfar que hacerlo en tu propia tierra y lograr un ascenso con el equipo de tu ciudad», apuntó Manu, al salir del entrenamiento de ayer.

Blas tiene muy buenas condiciones y tiene que sentirse preparado por si le necesitamos

«Por desgracia, esta oportunidad ha venido a raíz de la lesión de un compañero, que es lo que menos desea uno. Lopito está jodido, estaba en su mejor momento de forma y conforme está el equipo, su lesión ha sido un contratiempo importante. Todos confiamos en que se recupere lo antes posible y le esperamos con los brazos abiertos», añadió.

Cinco partidos ha jugado Samu con el Linares, en los que ha encajado 3 goles y su equipo no ha perdido. Arsenal le ha ido premiando por su buen trabajo y saltó de inicio ante el Atarfe (3-0), Torremolinos (0-1) y Alhaurino (3-1), a los que hay que sumar el medio tiempo en Vélez (2-2) por la lesión de Lopito al descanso. Encajó en Vélez un gol que no debió subir al marcador por mano clara de Pepe Vergara.

Recordó a sus compañeros: «Si encajamos pocos goles, fruto de la portería, pero también de la defensa, que está a un nivel espectacular. Nos generan pocas ocasiones y nosotros estamos ahí para salvarlas, o no, a veces la suerte influye y si un balón va a la escuadra es inevitable. Lo hacemos lo mejor que podemos para encajar los mínimos goles y salvar las llegadas del rival».

El domingo pasado le tocó volver a ser titular, y esta vez sabiendo que será por largo tiempo. Sólo tuvo que detener un remate flojo de Paco Sutil. «Nos generaron muy poco, ellos vivieron a hacer su partido y rascar un punto jugando sus cartas. Para ellos fue importante, para nosotros 1 punto no lo es tanto, porque ya todos los puntos son decisivos si queremos conseguir un objetivo más allá de entrar en play-off».

El juvenil Blas García

En el banquillo ante el Martos estaba Blas García, el juvenil de 17 años que ha tenido que asumir la responsabilidad de estar en la suplencia por si surge un contratiempo y al que han arropado desde primer día en el equipo. Samu sabe bien lo que se siente estando en esa situación y sus propios compañeros este año le hicieron sentirse importante desde el primer día. Eso se notaba en la confianza con la que saltaba al campo, nunca ha sido un suplente al uso.

«Tanto Óscar Benito como el cuerpo técnico me hicieron sentir importante desde el primer día y fui cogiendo ese ritmo que no tuve el año pasado por temas extradeportivos. Entreno lo mejor que puedo, con la mentalidad de ser titular cada semana y estar bien en los partidos que me ha tocado. Veo a Blas y está entrenando muy bien, es un chaval con muy buenas condiciones, con proyección. Tiene que sentirse preparado por si le necesitamos, y lo va a estar. En la primera plantilla se entrena a un ritmo diferente y está madurando muy rápido en ese aspecto», comentó Samu.

Fútbol y trabajo

Samu termina de entrenar, almuerza y se dirige hacia la calle República Argentina, donde se encuentra la gestoría Núñez Cacho, donde está realizando las prácticas con las que espera meter también un pie en el mercado laboral. Sabe que es difícil vivir del fútbol y, aunque esta oportunidad con los azulillos le puede abrir las puertas para ser profesional, lo mejor es tener un plan alternativo.

«Estoy haciendo las prácticas Ícaro, que son 6 meses de formación hasta mayo y me vienen muy bien para coger un poco de experiencia profesional. Han sido muy generosos en la gestoría. Me dejan venir de 8:00 a 9:00 de la mañana, luego que vaya a entrenar y volver a trabajar por la tarde, así puedo compaginarlo todo. Es importante tener algo más que el fútbol como medio de vida, siempre me ha gustado tener un plan B por si algo falla. Ahora disfruto de ambas cosas y les estoy muy agradecido a cada parte», señaló.

La noticia del reto al que se enfrenta se comenta en la oficina, entre sus compañeros y «especialmente entre familiares y amigos, me intentan todos transmitir tranquilidad y confianza, que haga las cosas como yo sé, que no tengo que demostrarle nada a nadie. Me dan siempre su apoyo, cuando juego y cuando no, agradezco mucho estos gestos porque ellos son los que siempre están ahí, son mi plus cuando salto al campo».

El guardameta linarense será protagonista del duro tramo de calendario que le viene encima al Linares. Primero con la salida a Atarfe de este domingo, luego Huétor Tájar, después con los tres derbis ante Torredonjimeno, Mancha Real y Torreperogil. Él estará también bajo palos ante Poli Almería, Motril, El Palo, Alhaurín y Torremolinos, como mínimo. Lopito podría estar recuperado y tener minutos en el último mes de liga.

De lo más inmediato que le llega al Linares en el calendario, Samu habló del Atarfe, donde se prevé una salida complicada, como lo son todas, «porque faltan pocas jornadas y todos los equipos están necesitados de puntos parta uno u otro objetivo». «Este tramo de liga es el más complicado, y luego vienen los derbis. Ya sabemos que cuando Linares visita un campo de la provincia o equipos de aquí vienen a Linarejos, todos dan el 200%. Van a ser muy complicados todos», subrayó.